29 abr. 2010



Qué desencuentro.
Si hasta Dios está lejano


Sangrás por dentro.
Todo es cuento, todo es fin.


Si en un corso a contramano,
un grupi trampeó a Jesús.


No te fies ni de tu hermano,
se te cuelgan de la cruz.


Quisiste con ternura y el amor,
te devoró de atrás, hasta el riñon.

No hay comentarios:

Publicar un comentario